Diuréticos naturales: una alternativa de hidratación sabrosa y saludable

Actualizado: 18 nov 2020



Mantener una buena hidratación es fundamental para nuestro organismo, pues el agua está presente en procesos tan relevantes como el transporte de nutrientes a las células, la digestión de los alimentos y la estabilización de la temperatura corporal.

Cada día perdemos entre 2,3 y 2,5 litros de agua en situaciones cotidianas como cuando orinamos, sudamos e incluso al momento de respirar. Por este motivo, debemos ingerir líquidos que nos permitan mantener los niveles correctos de agua en nuestro cuerpo y así evitar los problemas de salud que causa la carencia de este vital elemento.

Los expertos recomiendan que una persona sana -que no presente problemas renales ni otras contraindicaciones médicas- debe consumir entre 2 y 3 litros de líquido al día. Pero ingerir agua en estado natural no es la única opción que tenemos para estar hidratados, ya que también existen otras alternativas que nos ayudarán a conservar los niveles de agua necesarios como los diuréticos naturales.

El consumo de líquidos es muy relevante para nuestra salud, especialmente para aquellas personas que tienen problemas como, por ejemplo, la retención de líquidos. A menudo las personas creen que cuando esto les sucede es mejor beber menos, sin embargo, esto no es cierto, ya que para que los riñones funcionen correctamente, y puedan eliminar el exceso de líquido de nuestro cuerpo, es importante que nos mantengamos hidratados. 


A continuación les compartiré una lista de preparaciones con diuréticos naturales que pueden incorporar a su dieta diaria, para que les ayuden a eliminar las toxinas de forma natural, les otorguen hidratación y otros beneficios que ahora detallaré. 


1.- AGUA DE CÁSCARA DE PIÑA 

Ingredientes:

  • Cáscara de piña y su tronco 

  • Agua

  • Canela (opcional)

Preparación:

  1. Lavar las cáscaras de piña.

  2. Usar el centro de la Piña (tronco) y reservar la pulpa de la fruta para comerla o hacer batidos.

  3. Poner a hervir las cáscaras y el tronco de la piña en el agua durante 20 minutos, y tapar la olla para que no se evapore el agua. Si lo desea se puede agregar una ramita de canela al agua.

  4. Quitar del fuego y colar la mezcla.

Beneficios:

  • Previene el estreñimiento

  • Tiene efecto antiinflamatorio

  • Elimina las toxinas que se acumulan en el torrente sanguíneo (depurador natural)

  • Fortalece el sistema inmune por su alto contenido en vitaminas y minerales

  • Fuente de antioxidantes que pueden prevenir enfermedades crónicas y envejecimiento prematuro.

2.- TÉ DE CILANTRO 

Ingredientes:

  • Un puñado de ramas de cilantro

  • 2 litros de agua 

Preparación:

  1. Limpiar y desinfectar las ramitas de cilantro.

  2. Poner a hervir las ramitas en 2 litros de agua durante 20 minutos y mantener la olla tapada

  3. Quitar del fuego y colar la mezcla

Beneficios:

  • Favorece la digestión y la absorción de nutrientes

  • Fortalece el sistema inmune por su alto contenido en vitaminas y minerales

  • Ayuda a nivelar el azúcar en la sangre

  • Ayuda a combatir los dolores articulares

  • Alivia los dolores estomacales

  • Tiene efecto antiinflamatorio

3.- TÉ DE PEREJIL


Ingredientes:

  • 1 puñado de perejil fresco 

  • 2 litros de agua.

Preparación:

  1. Limpiar y desinfectar las ramitas de perejil

  2. Poner a hervir el puñado de perejil en 2 litros de agua durante 20 minutos y mantener la olla tapada

  3. Quitar del fuego y colar la mezcla

Beneficios:

  • Favorece la digestión

  • Buena fuente de antioxidantes

  • Previene y trata la litiasis (cálculos)

  • Mejora la circulación

  • Tiene efecto antiinflamatorio

  • Regula la presión arterial

  • Alivia los síntomas de la anemia 

4.- AGUA DE MANZANA VERDE 


Ingredientes:

  • 2 manzanas verdes

  • 2 litros de agua

  • 1 ramita de canela (opcional)

Preparación:

  1. Lavar las dos manzanas y cortarlas en trozos.

  2. Poner a hervir los trozos de manzana verde y la ramita de canela en una olla con dos litros de agua durante 20 minutos. Mantener la olla tapada para evitar que el agua se evapore.

  3. Dejar enfriar y servir. 

Beneficios: